domingo, 26 de abril de 2020

¿Discusiones?


Un saludo a todos, shalom; en la vida real yo encuentro dos tipos de discusiones; y queriendo ver en la Biblia, esas mismas dos discusiones, yo las encuentro. ¿Coincidencia?


Veamos:

La primera discusión, es porque se está buscando la verdad, no es tan relevante si hay un ganador de la discusión, lo más importante es buscar y encontrar la verdad. Si nos acercamos al objetivo, el propósito se está cumpliendo y los participantes, son todos vencedores. ¡Excelente!

La segunda discusión, es por ganar, es decir, por ganar esta discusión y someter al adversario como un enemigo (ojalá termine humillado y/o pensando como nosotros, que nos consideramos superiores y tenemos la razón). Si se gana, sobresale el orgullo y un adversario más es eliminado. No importa encontrar la verdad (eso se pierde de vista), todo vale por ganar esta discusión. No hay un amor genuino a la verdad, ni se busca; sólo el objetivo está en la discusión y ganarla, a como de lugar. ¡Que terrible!

La primera es buena obviamente (no así la segunda), y la podemos ver en Pablo, el apóstol, la practicaba muchas veces, Y cuando por incredulidad se cortaba este tipo de discusión y pasaba a la segunda, se retiraba con aquellos que si habían creído y seguía la discusión sincera, para crecimiento de la audiencia y de muchos(ver Hch 9:29; Hch 17:17; Hch 18:4, Hch 18:19, Hch 19:9, etc).

Bueno, como puedes ver, en la segunda alternativa, el Señor Jesús NO está; pues él dijo “YO SOY LA VERDAD”, y si no hay interés por la VERDAD, es una discusión vana y estéril. No importa la verdad, sólo que se exponga la carne con sus obras; esa discusión hay una advertencia de evitar (ver 1Ti 1:6, Ti 6:20, 2Ti 2.16, Tit 3:9, etc.).

Gran parte de la discusión que escucho en el mundo, es la segunda alternativa, no conocen la verdad y creen ser dueños de ella, gran parte se escucha. No importa acercarse a la verdad, lo que importa es prevalecer y vencer. No se dan cuenta que esa discusión es vana, y no lleva a ninguna parte.

Otra alternativa que está errada, es suponer que todos tienen la razón; esto no Bíblico y tampoco cierto, lo que en algunos cristianos es inicio de la falsa doctrina de no discutir, cuando la buena discusión es muy buena (claro que estamos hablando de la primera alternativa) y se usaba mucho; hasta Jesús la usaba (ver los evangelios). Ahora lo que Dios no quiere, que esa discusión sea entre ignorantes, por eso nos da a conocer SU PALABRA.

La primera alternativa, es la más enriquecedora, pero son pocos que la practican; como dice el refrán:

Da al sabio, y será más sabio, Enseña al justo, y aumentará su saber. (Pro 9:9)

Hoy si vinieran algunos apóstoles o el mismo Señor Jesús, ¿cuantas serían las congregaciones que los dejarían hablar? Yo creo que muy pocas, la mayoría los dejarían callados, pues veo que están demasiado claros en su verdad, no existe la instancia hoy de discutir algo, eso no está en el vocabulario y las costumbres modernas de las congregaciones, aunque las palabras vengan de Dios (ver Isaías 58).

Que me buscan de día en día, Y muestran deseos de conocer mis caminos, Como un pueblo que practicara la justicia, Y que no abandonara la Ley de su Dios. Me piden las ordenanzas de justicia, Se complacen en la cercanía de Dios (Isa 58:2)  

Un saludo a todos, y aprendamos a discutir buscando la VERDAD, pues la otra es VANA y no lleva nada. Se pueden hacer muchas cosas "para Dios", pero la principal es escucharlo para obedecerle; y eso puede venir de fuera de nuestra congregación; como se llegó al extremo, que leemos en la iglesia de La-odisea.

He aquí, que yo estoy parado a la puerta y llamo; si alguno oyere mi voz, y abriere la puerta, entraré a él, y cenaré con él, y él conmigo. Apo 3:20  

Gracias a todos, y Shalom.







No hay comentarios: