domingo, 12 de septiembre de 2010

¿Que es un cristiano?


Me gustaría que reflexionaras en la siguiente pregunta:

¿Que es un cristiano? o ¿Quienes realmente lo son?

Es una pregunta importante de contestar, si realmente queremos ver quienes realmente lo son, y quienes dicen serlo, y no lo son.

¿Cómo podríamos definir un cristiano correctamente? Creo que si lo hiciéramos en extenso, serían muchos libros que deberíamos escribir; y no lo lograríamos en su plenitud; pero es por lo anterior, que prefiero ir a la Biblia y ver como nos va.

Por favor, lee lo siguiente:

... y a los discípulos se les llamó cristianos por primera vez en Antioquía.Hechos 11:26

Bueno, ahora nos parece más claro; a los discípulos de Jesucristo en Antioquía fue la primera vez que se los llamó cristianos.

La respuesta correcta es entonces: Los discípulos (aprendices, alumnos o seguidores) de Jesucristo, son los verdaderos cristianos. Eso es lo que la Biblia enseña, no es una opinión personal, como lo ves.

Hoy, si miras a tu alrededor y si te miras a ti mismo, ¿eres realmente un aprendiz del Maestro?

A mi me parece que hoy en el mundo hay muchos que son llamados cristianos, porque pertenecen a diferentes religiones cristianas, pero nada tienen de aprender y ser guiados del Maestro; de hecho, veo muchos que ni lo conocen y otros que dicen que lo conocen, y están muy llenos del mundo y de sí mismos, que nada nuevo les cabe, ninguna enseñanza de Jesús.

Sólo te quiero exhortar, que si eres un verdadero cristiano, es decir, un verdadero discípulo de Jesús; es de Jesús el Cristo que debes aprender y sólo a él debes seguir; por la guía de su Espíritu que da testimonio de El, El te enseñará todas las cosas.

Si tu guía es de una organización más que el Señor, hay un problema; si tu guía es más de una doctrina que del Señor, hay otro problema, si tu guía es de las costumbres más que el Señor hay un grave problema; si te guías a ti mismo, más que aprender del Maestro, estas en un serio problema. Por lo menos, como para poner en duda que eres un verdadero cristianos o uno aprobado.

Esto es para que todos los cristianos no se confundan, somos discípulos de Jesucristo y esa es nuestra principal característica hacia el mundo, que nos observa. Quien no sigue al Maestro, no es cristiano o se ha desviado. Ya que la Biblia enseña que son los discípulos de Jesucristo los que llamaron cristianos en ese entonces, y deben serlo hasta hoy. Y sabemos y damos testimonio, que nuestro Maestro que nos guía, está vivo en nosotros.

Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén. Mat 28:18-20

jueves, 9 de septiembre de 2010

Jorge Fox a los ministros de Irlanda

Sonad, que resuene en el espacio, siervos fieles del Señor, que, testigos en Su nombre, profetas del Altísimo, sois ángeles de Dios. Sonad en el espacio, que en el mundo resuene, resucitando al muerto que, en pié y bien despierto, sálgase de la tumba y oír pueda la vos que es viviente. Porque ya tiempo ha que el muerto al muerto oye, que el ciego errando va por entre ciegos y que el sordo del sordo se aconseja. Por todo ello vosotros sonad, sonad vosotros siervos, profetas, ángeles de Dios; vosotros que, clarines del Señor, al muerto despertaréis y también al que durmiere en su tumba de pecado, muerte e infierno, y en sepulcros de mar y tierra, y a los que en tumbas yacieren. Sonad vosotros clarines, que en el espacio vuestro sonido resuene, y que, levantando al muerto, la voz del Hijo de Dios el muerto oiga; la voz del segundo Adán que nunca cae, voz de la Luz y voz de Vida, voz del Poder y voz de la Verdad, la voz del Virtuoso, voz del Justo. Sonad, sonad sonido bello y melodioso; sonad que resuene en el espacio el sonar de melodía, que así puedan abrirse los sordos oídos, y oír el dulce sonido de la trompeta que llama a juicio y a vida, a la condenación y a la luz.

Jorge Fox
Irlanda - Siglo XVII