lunes, 21 de enero de 2008

Piedra de molino



Saludos, y la gracia del Padre y de nuestro Señor Jesús, sea con todos de ustedes.

Los invito a leer con atención los siguientes tres versículos de la Biblia; por favor leanlos y noten la importancia que tiene este mensaje de nuestro Señor, ya que está escrito tres veces como advertencia en tres evangelios de los cuatro existentes. Si está escrito tres veces es muy importante no pasarlo de largo.
Mat 18:6 Y cualquiera que haga tropezar a alguno de estos pequeños que creen en mí, mejor le fuera que se le colgase al cuello una piedra de molino de asno, y que se le hundiese en lo profundo del mar.
Mar 9:42 Cualquiera que haga tropezar a uno de estos pequeñitos que creen en mí, mejor le fuera si se le atase una piedra de molino al cuello, y se le arrojase en el mar.
Luc 17:2 Mejor le fuera que se le atase al cuello una piedra de molino y se le arrojase al mar, que hacer tropezar a uno de estos pequeñitos.


¿Por que expongo esto?

Por la gravedad que significa el anunciar un evangelio distinto que se oponga al genuino de Dios; ¿por que es tan grave? Porque está en juego la vida de las personas, está en juego su salvación y su vida eterna; esto es más delicado que una cirugía a corazón abierto o una cirugía al cerebro (por explicarlo humanamente). Como dice el Señor, a cualquiera de estos pequeñitos de El, debemos cuidarlos como si fueran nuestros propios ojos. Yo se que ustedes me entienden, y eso se llama amor por los hermanos; por lo que le pido a nuestro Dios y Señor que nos de la gracia de compartir según la verdad que es El; para que la luz que alumbra a todo hombre resplandezca con más fuerzas en nuestras vidas. Amen.
Noten que los expuestos son los pequeños que creen en El. Hermanos todos los creyentes, sean muy maduros en la Fe; en algún momento en sus inicios pasaron por una etapa de pequeños en la FE. En esta etapa somos más vulnerables de ser confundidos y extraviados, por personas sin temor de Dios; personas que no buscan otra cosa que su gloria y beneficio personal. Hermanos, todos los que hemos nacido de nuevo; cuando nacemos lo hacemos como infantes en Cristo; y el llamado es a llegar de la infancia a la juventud y de la juventud a la madurez en Cristo. Ese es el propósito de Dios con cada uno de sus hijos; El no nos quiere siempre niños en El; el nos quiere niños en la maldad; pero maduros en El. Ahora, para eso hay un proceso y es necesario tiempo; además, necesitamos entender como uno crece en El. Sólo les expondré en una manera muy general lo que necesitamos para crecer en El, y llegar a la estatura de un varón perfecto a la semejanza de Cristo, que es el llamado que nos hace el Padre (recuerden que el nos exhorta a ser perfectos como nuestro PADRE CELESTIAL ES PERFECTO). Veremos, si Dios así lo quiere en otros correos que Dios está buscando amigos, y para poder ser amigos de Dios debemos estar a su altura, ya que si no estamos a su altura nunca podremos ser amigos verdaderos, sino sus niños.

1º PARA CRECER SE NECESITA ALIMENTO. Es necesario alimentarnos de la Palabra de Dios diariamente; si todos los días debemos comer y este Pan se debe pedir como nos enseñó Jesús en el Padre Nuestro. Si no comes bien, te debilitas y estas raquítico en la fe, y en un anormal desarrollo espiritual.
2º PARA CRECER NECESITAMOS EJERCICIO. Si es necesario que el niño corra, salte, camine, se concentre, juegue, etc. para que desarrolle todas sus habilidades; estos ejercicios son parte del normal desarrollo en el Señor; en esta etapa experimentamos muchas cosas y tenemos fracasos y aciertos en El. Este ejercicio es en el hombre interior y no en tu carne, o en tu parte humana antigua, por llamarlo de alguna manera.
3º PARA CRECER NECESITAMOS REPOSO. Los niños crecen mientras duermen, si no reposan y duermen bien, no se liberan las hormonas del crecimiento; mientas duermen el cerebro reordenas todo lo que aprendió en el día, y se liberan hormonas especiales que nos hacen crecer. Recuerda que Dios nos invita a entrar a su reposo.

4º PARA CRECER NECESITAMOS GANAS DE SER COMO NUESTRO PAPA. Si esas ganas no están, no hay motivación de avanzar, y no avanzamos... (Que Dios por su buena voluntad produzca en nosotros ese querer, como el hacer…)
5º ES NECESARIO SEGUIR EL CAMINO DE LA CRUZ. Si no desechas lo viejo, no obtienes lo nuevo. Esta es la llave del Reino de Dios; esta es una clave que no podemos obviar… Mat 10:38 Y el que no toma su cruz y sigue en pos de mí, no es digno de mí.

El resto de las variables el Señor nos enseñará por su Espíritu; pero debemos tener muy pero muy claro que este camino es el camino de la fe; y no el camino de la Ley. Porque como dice el Señor, todas las promesas de Dios son Si y Si en Cristo; y se alcanzan por medio de la fe y la paciencia. Todas las promesas que están escritas en la Biblia, mi querido hermano, son si para ti en Cristo. ¿No es eso una tremenda noticia? ¿Y que nos falta para saltar de júbilo? Si no estas saltando de júbilo y alegría es que te falta aún fe y entendimiento (revelación de Dios por medio de su Espíritu Santo), es decir, te falta conocer las promesas, te falta entenderlas, te falta fe para creerlas, y a lo mejor te falta entender que significa en El. Pero todo lo que nos falta, es suplido por Cristo en nosotros, para que avancemos en El. Pero te repito esta tremenda noticia, TODAS LAS PROMESAS DE DIOS SON SI Y SI EN CRISTO PARA TI, SI ESTAS EN CRISTO LAS PUEDES ALCANZAR TODAS…Y SON PROMESAS DE DIOS Y NO DE HOMBRES (QUE NO SON DUEÑOS DE SU FUTURO), SON DE NUESTRO CREADOR Y SEÑOR DEL UNIVERSO, FIELES Y VERDADERAS…
Porque el Hijo de Dios, Cristo Jesús, que fue predicado entre vosotros por nosotros (por mí y Silvano y Timoteo) no fue sí y no, sino que ha sido sí en El. Pues tantas como sean las promesas de Dios, en El todas son sí; por eso también por medio de El, Amén, para la gloria de Dios por medio de nosotros.
2Co 1:19-20

Hermanos queridos; hay tres etapas en el caminar que tenemos en Cristo. La primera es de niñez -hijitos- (muchos cristianos nunca quieren abandonar esta etapa...). La segunda es de juventud, donde ya tienes gran desarrollo y empiezas a ser más útil al Señor (en esta etapa ya vences al Maligno). Y la tercera es de madurez –padres-; en la cual, ya debemos estar firmes y produciendo mucho fruto para el Padre; en esta etapa podemos ser verdaderos amigos de Dios y el puede revelarnos grandes misterios, porque los podremos entender. En la etapa de niñez, Dios también nos revela grandes secretos pero son proporcionales a nuestro nivel de ENTENDIMIENTO Y FIDELIDAD EN EL (fidelidad que se alcanza por su misericordia), es decir, proporcional a lo que podemos sobrellevar y entender, en El; es decir, a la estatura de Cristo en nosotros.
Por eso hermanos, por la fidelidad y misericordia de nuestro Dios y Señor, oremos para que nos lleve adelante por su gracia y amor; para ser cada día más participes de su naturaleza divina; que es su propósito con nosotros, por su gracia.
Pues su divino poder nos ha concedido todo cuanto concierne a la vida y a la piedad, mediante el verdadero conocimiento de aquel que nos llamó por su gloria y excelencia, por medio de las cuales nos ha concedido sus preciosas y maravillosas promesas, a fin de que por ellas lleguéis a ser partícipes de la naturaleza divina, habiendo escapado de la corrupción que hay en el mundo por causa de la concupiscencia. 2Pe 1:3-4

Me gustaría poder explicarles en detalle cada una de estas cosas que el Señor me ha enseñado (por su misericordia); pero por ahora sólo debemos pedir, buscar y llamar. Para que nuestro Dios por su gran amor, nos tenga por dignos del llamado que tenemos por delante, como lo oró Pablo a la iglesia recién formada de Tesalónica.
Por lo cual asimismo oramos siempre por vosotros, para que nuestro Dios os tenga por dignos de su llamamiento, y cumpla todo propósito de bondad y toda obra de fe con su poder, para que el nombre de nuestro Señor Jesucristo sea glorificado en vosotros, y vosotros en él, por la gracia de nuestro Dios y del Señor Jesucristo. 2Tes 1:11-12


Hermanos queridos, si Cristo no es nuestro centro y propósito en nuestra vida, no avanzamos ni un centímetro. Y ese querer debe ponerlo él en nuestros corazones. Y él hasta hoy está trabajando en cada uno de nosotros de noche y de día; así que afinemos nuestros sentidos de fe, y escuchemos y veamos sus palabras y obras.


Volviendo a la piedra de molino; estas palabras sólo aparecen en cuatro partes de la Biblia; tres que ya leyeron y la última cuando Dios ejecuta las sentencias de sus palabras (recuerden que el cielo y la tierra pasarán pero sus palabras no pasaran) ¡Que poder más grande y tremendo tiene nuestro Dios y Señor!
Lean por favor el último versículo, donde aparece esta misma piedra de molino en la Biblia, en Apocalipsis.
Y un ángel poderoso tomó una piedra, como una gran piedra de molino, y la arrojó en el mar, diciendo: Con el mismo ímpetu será derribada Babilonia, la gran ciudad, y nunca más será hallada . Apocalipsis 18:21
Pero mira, lo interesante que es que en Apocalipsis, se denuncia que es Babilonia, el sistema que promueve este falso evangelio, se deduce ya que es la misma piedra de molino que es arrojada al mar, junto con todos los falsos profetas, con todos los hombres impíos que hacen tropezar a los pequeños que creen en el Señor...
Babilonia, el sistema religioso del mundo, viene de Babel que significa confusión. Y está patrocinada por el enemigo de Dios... Hoy no alcanzo a profundizar en el tema; pero una característica principal de este sistema religioso; es que desechó la Piedra y construye en ladrillo un medio de llegar al cielo (barro cocido, es decir sustentado en el hombre y no en Cristo). Ver Génesis 11.

Por último para la tranquilidad de todos, les recuerdo la forma de detectar los falsos e imitadores…

Cuidaos de los falsos profetas, que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces. Por sus frutos los conoceréis. ¿Acaso se recogen uvas de los espinos o higos de los abrojos? Así, todo árbol bueno da frutos buenos; pero el árbol malo da frutos malos. Un árbol bueno no puede producir frutos malos, ni un árbol malo producir frutos buenos. Todo árbol que no da buen fruto, es cortado y echado al fuego. Así que, por sus frutos los conoceréis. Mat 7:15-20

POR SUS FRUTOS LOS CONOCEREIS…

Incluso de los que nos guían en la fe debemos considerar el resultado de su conducta e imitar su fe (esto es a los verdaderos hijos de Dios que nos ayudan en este caminar)….

Acordaos de vuestros guías que os hablaron la palabra de Dios, y considerando el resultado de su conducta, imitad su fe. Heb 13:7


Un abrazo a todos, y que la Paz, Gracia y Amor de nuestro Padre y Señor Salvador sea con todos. Amen.

Rodrigo

martes, 8 de enero de 2008

¿Cómo explicar a Cristo crucificado?


Un abrazo a cada uno de ustedes, y mis sinceros deseos y oraciones de paz y gracia, a todos.

La verdad es que les quiero compartir un pequeño mensaje que me impacto mucho en lo personal; parte de este mensaje (que en estos momentos tengo en mi mete y corazón; y espero que con la gracia de Dios pueda trasmitirlo) fue inspirado en lo que leí de un siervo de Dios (Christian Chen).

Todos sabemos que Jesús eligió 12 discípulos (y uno lo traicionó y entregó); de los 12 el primer discípulo llamado fue Juan, luego fue el apóstol. El Señor se refería a Juan como el discípulo que amaba. Juan antes de ser discípulo de Jesús lo fue de Juan el Bautista. Juan era un pescador de profesión; y obedeció al Señor en su llamado y lo siguió. En cierta medida Juan logró capturar y entrar en el corazón de Jesús, por eso fue su discípulo amado. Juan era el que se recostó junto a su pecho en la última cena. Y Juan fue el que lo acompaño en momentos muy íntimos acá en la tierra (en la transfiguración y en la oración de Getsemaní antes de entregarse, entre otros).
Fue este mismo Juan el apóstol posteriormente, que escribió el evangelio de Juan, las tres cartas y el Apocalipsis. Fue Juan el último Apóstol en morir (?), cuando ya tenia alrededor de 100 años (exiliado en Patmos una isla). Todos los otros apóstoles ya habían sido martirizados. Juan cuando escribe su evangelio y sus cartas, ya era de edad madura. Y el Apocalipsis en el final de su historia.

Es este Juan que captó algo muy especial en Cristo, el Hijo de Dios que hace que su evangelio sea tan distinto a los de Mateo, Marcos y Lucas. Juan fue el mejor testigo ocular del Maestro y de su obra. Fue el primero en seguirlo, era muy intimo, lo acompaño en la cruz, fue el primero en ver la tumba vacía, también lo vio resucitado y fue el último en partir de esta tierra.

¡El Señor permita y forme en nosotros un corazón como el del apóstol Juan, por su nombre y para su gloria! ¡El Señor nos haga entrar en su intimidad! Padre en el nombre de tu Hijo te lo pedimos. Amen.

Juan querido hermanos, fue el único discípulo que estuvo a los pies de la cruz en el calvario, él era conocido del sumo sacerdote y por eso no tuvo problemas. Pedro que tenia toda su confianza en que no abandonaría al Maestro, lo negó 3 veces, luego lloró amargamente esos tres días hasta su resurrección, Pedro se arrepintió y Jesús cuando resucito pregunto especialmente por Pedro, Pedro cayó en si mismo, pero fue levantado por el Maestro en un nuevo hombre que ya no tenía nada que confiar en la carne, si ustedes saben la historia Pedro fue crucificado y el pidió ser crucificado al revés que Jesús, porque no era digno de ser crucificado como el Maestro (este ya era un nuevo Pedro sustentado con el Poder y la gracia de Dios, y no en su confianza en sí mismo).

Pero volviendo a lo principal, fue Juan el único de los entonces discípulos y luego apóstol que presenció la crucifixión y muerte de Jesús, el Hijo de Dios y Rey de los Judíos. Los demás, estaban desconsolados y escondidos (no tenían aún el Espíritu Santo)...

Hermanos queridos, necesitamos la ayuda y misericordia de nuestro Dios y Señor, para que nos sea revelado lo que vio Juan en esas horas de amargura y dolor; cuando su amado Maestro, el Hijo de Dios colgaba de un madero, el mundo se mofaba, le clavaron, le escupieron, le pusieron una corona de espinas, Juan impactado y dolido miraba esta escena...¿Cómo Juan podría explicarnos en sus palabras lo que vio?, ¿Cómo podría transmitir lo que sintió en lo profundo de su corazón?, ¿Cómo Juan con la Madures de los años en la Fe, pudo explicar esta escena. Hermanos no hay palabras para explicarlo, nos faltarían muchas palabras a nuestro idioma humano. Como dice el profeta Isaías cientos de años antes "- pues tan desfigurado tenía el aspecto que no parecía hombre, ni su apariencia era humana -" Isa 52:14 Fue tanto el castigo que recibió, que ya no parecía hombre; fue entregado por nuestras rebeliones y pecados, fue traspasado por una lanza, fue desnudado y fue apartado de Dios. Hay varias citas del Antiguo Testamento que explican lo tremendo de lo que sucedió; Dios mismo colgando ensangrentado en un madero...Nuestra mente no nos alcanza hermanos, por eso debe ayudarnos el Espíritu Santo para poder entender día a día, este gran misterio de la cruz.

¿Como podría Juan explicar la crucifixión? Con los años en su caminar y con su crecimiento espiritual, con su intimidad y profundo amor a su Señor y Salvador. No era posible explicarlo. Juan solo pudo decir, hermanos "Dios es amor".

Señor revélanos tu amor, no hay mejor forma de explicar tu obra; si no es por el amor.

El que no ama, no ha conocido a Dios; porque Dios es amor .1Jn 4:8


Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él . 1Jn 4:16


Os escribo a vosotros, hijitos, porque vuestros pecados os han sido perdonados por su nombre. 1Jn 2:12


Que nuestro Padre y Señor permita que podamos entrar en su intimidad, por su gracia. Que podamos comprender de la inmensidad de su amor y de la obra maravillosa que realizó en la cruz por cada uno de nosotros, y por el mundo entero. Que el Señor nos haga dignos de este tremendo y celestial llamado.

Un abrazo a todos, y en la cruz está la llave del Camino. Que la luz de Cristo nos alumbre día a día.

--

Rodrigo

martes, 1 de enero de 2008

QUIENES SOMOS

Bueno, esta es una pregunta muy importante de responder, para todo aquel que quiera conocernos, ya no tenemos nada que ocultar; y por el contrario, queremos que todas las cosas sean en Luz (como debe ser), y poder compartir con todos los visitantes de este sitio, nuestro gran gozo de conocer (e ir conociendo cada día más) el Camino, la Verdad y la Vida. Que es necesario que todo hombre conozca, a Aquel al cual predicamos, ya que sin El, no hay salvación ni vida para ningún hombre, ni solución ni vida para la humanidad, nos referimos por supuesto a Jesús el Cristo, nuestro Señor. Además, de ser una de las preguntas clásicas a responder en cualquier sitio web convencional (¿Quienes somos?). La respuesta es muy simple, y a la vez queda esta respuesta oculta del que aún no puede ver, oír, ni entender; somos hijos de Dios por la obra y gracia de Jesús de Nazaret, en la voluntad de Dios.
La respuesta es simple, y no hay razón de complicarla más; si somos conocidos por Dios; ¡que más importa!; en verdad eso es lo importante; pero es necesario que los hombres nos escuchen y reciban, para que conozcan a Aquel que nos envió a dar testimonio de El; que es lo realmente importante. Y no solamente a nosotros; sino a todos los que él Señor ha enviado por el mundo entero, a dar testimonio de El. Nos referimos a los que El ha enviado, no a los que se han enviado a sí mismos...

El ser conocidos o no por el mundo, eso es trivial y sin importancia. Ya que lo somos de aquellos que no son del mundo. Ya que el mismo Jesucristo, vino al mundo y el mundo no le conoció. Si hoy no nos conocen; en verdad sólo nos conocen quienes pueden ver, oír y entender, es decir, a aquellos a quien el Padre llama para El.

Aquella luz verdadera, que alumbra a todo hombre, venía a este mundo. En el mundo estaba, y el mundo por él fue hecho; pero el mundo no le conoció. A lo suyo vino, y los suyos no le recibieron. Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios. (Juan 1:9-13)

Hoy, como ayer; el mundo no nos conoce; como ayer no conoció al unigénito Hijo de Dios. Hoy somos desconocidos del mundo; pero muy conocidos por nuestro Padre y Señor Jesús. Y por su gran amor, no sólo nosotros, sino todos los que lo reciben son hechos hijos de Dios, por voluntad del Padre. Y aún no se ha manifestado lo que hemos de ser; pues seremos semejantes a él, en su gloria por su gracia, si por Su gracia.

Mirad cuál amor nos ha dado el Padre, para que seamos llamados hijos de Dios; por esto el mundo no nos conoce, porque no le conoció a él. Amados, ahora somos hijos de Dios, y aún no se ha manifestado lo que hemos de ser; pero sabemos que cuando él se manifieste, seremos semejantes a él, porque le veremos tal como él es. 1Jn 3:1-2

Hoy muchos sitios Web, dan una lista detallada de todo lo que los caracteriza y diferencia de otros grupos, denominaciones, iglesias, congregaciones, etc. etc. No es esa la forma correcta de ver las cosas, ya que “todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios”; ya que si son hijos de Dios muchos hermanos, por Su voluntad; ¿quienes somos nosotros para altercar con Dios, y pedir explicaciones? En Cristo está la justificación; y no sólo eso, sino también la comunión perfecta, y fuera de El, sólo hay desolación.

Si quisiéramos hacer un listado minucioso y concienzudo de nuestra fe y doctrina; de manera de exponer detalladamente todo lo concerniente a nuestra fe; la verdad es que tendríamos que escribir la Biblia entera; y no sólo eso, sino que es la Biblia entera a la luz del Espíritu Santo. Eso es una tarea que ningún hombre puede lograr hacer; ya que sus Palabras son más grandes, extensas y profundas que el Océano, y más altas que los cielos; Como eso es imposible para nosotros; somos mejor conocidos como el Señor y Maestro Jesucristo nos enseño:

No puede el buen árbol dar malos frutos, ni el árbol malo dar frutos buenos. Todo árbol que no da buen fruto, es cortado y echado en el fuego. Así que, por sus frutos los conoceréis. (Mat 7:18-20)
Ningún mal árbol da buen fruto y al contrario, ningún buen árbol da mal fruto; por nuestros frutos somos conocidos, esa es la forma correcta de ver las cosas; ya que la doctrina y el entendimiento van avanzando todos los días, que crecemos en El. Si un mal árbol da buen fruto, significa que es un buen árbol y no es mal árbol; y si un buen árbol da mal fruto, estamos frente a un mal árbol; es sencillo, por los frutos se conoce el árbol. Y eso, hasta los niños lo pueden distinguir.

No entraremos en el juego de tratar de diferenciarnos del resto de nuestros hermanos, de diferentes congregaciones, naciones, lenguas, etc., sino que somos lo que somos; por obra y gracia del que nos llamó de las tinieblas a su Luz admirable. Y es de esta Luz, que damos testimonio a todo hombre; ya que en nuestro Maestro Jesucristo; hay luz verdadera que alumbra a todo hombre; para el conocimiento perfecto de la verdad; es decir, de la verdadera realidad eterna en El. Y este conocimiento de la verdad, nos da verdadera libertad en El, por la eternidad.

Si quieren ponernos etiquetas, caracterizarnos o diferenciarnos; nuestro único atributo es que tenemos a Cristo en nuestros corazones y mentes; y hemos sido sellados por el Espíritu Santo de la promesa; y todo por gracia y misericordia de nuestro Dios y Señor. ¿Y cómo lo alcanzamos? Por medio de la fe, en él que Dios envió, es decir, en su Hijo Jesús. ¿Y la fe? Es don de Dios.

Somos de todos, y no somos de nadie; no le pertenecemos al mundo, le pertenecemos a nuestro Padre y Señor, y a todos nuestros hermanos, que hoy peregrinan en la tierra. Somos para ellos en Cristo; y ellos de nosotros; y todos en Cristo de nuestro Padre que está en los cielos. Ese es el secreto de nuestra unidad.

Yo en ellos, y tú en mí, para que sean perfectos en unidad, para que el mundo conozca que tú me enviaste, y que los has amado a ellos como también a mí me has amado. (Juan 17:23)

No todo el que hable de Jesús, es conocido por Dios; sino todo aquel que da testimonio según la Verdad, es decir, según el Espíritu de la Verdad. Porque muchos hoy utilizan este nombre, para enriquecerse y son falsos testigos de la Verdad, estos hombres sólo buscan lo suyo propio; y con mucha astucia manipulan la Biblia, y engañan a los hombres; sólo para satisfacer sus apetitos carnales. Son seres irracionales, son hombres sin Cristo; sin Palabra y apartados de la Verdad.

Amados, no creáis a todo espíritu, sino probad los espíritus si son de Dios; porque muchos falsos profetas han salido por el mundo. En esto conoced el Espíritu de Dios: Todo espíritu que confiesa que Jesucristo ha venido en carne, es de Dios; y todo espíritu que no confiesa que Jesucristo ha venido en carne, no es de Dios; y este es el espíritu del anticristo, el cual vosotros habéis oído que viene, y que ahora ya está en el mundo. (1Jn 4:1-3)

Bueno para terminar, el propósito de esta página, es poder ser útil en el Reino de Dios, acá en la tierra; tiene como finalidad poder acercar a cada persona que la lea, al conocimiento de la Verdad; es decir, a Jesús de Nazaret el Cristo y Señor de la creación; el Hijo del Dios vivo.
Y son bienvenidos todos las personas que buscan sinceramente la verdad; el conocimiento puro y limpio de Dios (sin dobles intenciones ocultas); y esperamos que puedan escuchar la voz de Dios, en Cristo por fe prontamente, y continuamente. Y también, todos los hermanos que desde diferentes, naciones, razas, lenguas y congregaciones; quieran acercarse y tomar lo que les pueda ayudar y alimentar, en este peregrinar hacia la gloria eterna, junto a nuestro Dios Padre y Señor.
No es nuestro llamado el formar organización, asociación, congregación ni "iglesia" alguna; sino ser instrumentos útiles en manos del Maestro para la edificación de Su cuerpo que es LA IGLESIA. Y son bienvenidos todos los hombres que con sinceridad de corazón, buscan y/o siguen la Verdad.

Un abrazo a cada unos de ustedes, y que la paz y gracia de nuestro Padre y del Señor Jesucristo los acompañen hoy y siempre. Amén.

BIENVENIDOS


Saludos, Paz y Gracia a todos los hijos de Dios, es decir, a los hermanos en la fe que visitan este sitio. Sitio creado con el propósito fundamental de ser una fuente de acercamiento en el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo por amor, para la edificación del cuerpo de Cristo, estos es, la Iglesia; para alimentar por medio de la Palabra a los santos de Dios.Esperamos que las palabras y mensajes aquí compartidos, sean de bendición y crecimiento a todos los creyentes; y sean un servicio real a la iglesia de Jesucristo.Confiamos en nuestro Padre y Señor, que así lo hará. Amen.