martes, 8 de enero de 2008

¿Cómo explicar a Cristo crucificado?


Un abrazo a cada uno de ustedes, y mis sinceros deseos y oraciones de paz y gracia, a todos.

La verdad es que les quiero compartir un pequeño mensaje que me impacto mucho en lo personal; parte de este mensaje (que en estos momentos tengo en mi mete y corazón; y espero que con la gracia de Dios pueda trasmitirlo) fue inspirado en lo que leí de un siervo de Dios (Christian Chen).

Todos sabemos que Jesús eligió 12 discípulos (y uno lo traicionó y entregó); de los 12 el primer discípulo llamado fue Juan, luego fue el apóstol. El Señor se refería a Juan como el discípulo que amaba. Juan antes de ser discípulo de Jesús lo fue de Juan el Bautista. Juan era un pescador de profesión; y obedeció al Señor en su llamado y lo siguió. En cierta medida Juan logró capturar y entrar en el corazón de Jesús, por eso fue su discípulo amado. Juan era el que se recostó junto a su pecho en la última cena. Y Juan fue el que lo acompaño en momentos muy íntimos acá en la tierra (en la transfiguración y en la oración de Getsemaní antes de entregarse, entre otros).
Fue este mismo Juan el apóstol posteriormente, que escribió el evangelio de Juan, las tres cartas y el Apocalipsis. Fue Juan el último Apóstol en morir (?), cuando ya tenia alrededor de 100 años (exiliado en Patmos una isla). Todos los otros apóstoles ya habían sido martirizados. Juan cuando escribe su evangelio y sus cartas, ya era de edad madura. Y el Apocalipsis en el final de su historia.

Es este Juan que captó algo muy especial en Cristo, el Hijo de Dios que hace que su evangelio sea tan distinto a los de Mateo, Marcos y Lucas. Juan fue el mejor testigo ocular del Maestro y de su obra. Fue el primero en seguirlo, era muy intimo, lo acompaño en la cruz, fue el primero en ver la tumba vacía, también lo vio resucitado y fue el último en partir de esta tierra.

¡El Señor permita y forme en nosotros un corazón como el del apóstol Juan, por su nombre y para su gloria! ¡El Señor nos haga entrar en su intimidad! Padre en el nombre de tu Hijo te lo pedimos. Amen.

Juan querido hermanos, fue el único discípulo que estuvo a los pies de la cruz en el calvario, él era conocido del sumo sacerdote y por eso no tuvo problemas. Pedro que tenia toda su confianza en que no abandonaría al Maestro, lo negó 3 veces, luego lloró amargamente esos tres días hasta su resurrección, Pedro se arrepintió y Jesús cuando resucito pregunto especialmente por Pedro, Pedro cayó en si mismo, pero fue levantado por el Maestro en un nuevo hombre que ya no tenía nada que confiar en la carne, si ustedes saben la historia Pedro fue crucificado y el pidió ser crucificado al revés que Jesús, porque no era digno de ser crucificado como el Maestro (este ya era un nuevo Pedro sustentado con el Poder y la gracia de Dios, y no en su confianza en sí mismo).

Pero volviendo a lo principal, fue Juan el único de los entonces discípulos y luego apóstol que presenció la crucifixión y muerte de Jesús, el Hijo de Dios y Rey de los Judíos. Los demás, estaban desconsolados y escondidos (no tenían aún el Espíritu Santo)...

Hermanos queridos, necesitamos la ayuda y misericordia de nuestro Dios y Señor, para que nos sea revelado lo que vio Juan en esas horas de amargura y dolor; cuando su amado Maestro, el Hijo de Dios colgaba de un madero, el mundo se mofaba, le clavaron, le escupieron, le pusieron una corona de espinas, Juan impactado y dolido miraba esta escena...¿Cómo Juan podría explicarnos en sus palabras lo que vio?, ¿Cómo podría transmitir lo que sintió en lo profundo de su corazón?, ¿Cómo Juan con la Madures de los años en la Fe, pudo explicar esta escena. Hermanos no hay palabras para explicarlo, nos faltarían muchas palabras a nuestro idioma humano. Como dice el profeta Isaías cientos de años antes "- pues tan desfigurado tenía el aspecto que no parecía hombre, ni su apariencia era humana -" Isa 52:14 Fue tanto el castigo que recibió, que ya no parecía hombre; fue entregado por nuestras rebeliones y pecados, fue traspasado por una lanza, fue desnudado y fue apartado de Dios. Hay varias citas del Antiguo Testamento que explican lo tremendo de lo que sucedió; Dios mismo colgando ensangrentado en un madero...Nuestra mente no nos alcanza hermanos, por eso debe ayudarnos el Espíritu Santo para poder entender día a día, este gran misterio de la cruz.

¿Como podría Juan explicar la crucifixión? Con los años en su caminar y con su crecimiento espiritual, con su intimidad y profundo amor a su Señor y Salvador. No era posible explicarlo. Juan solo pudo decir, hermanos "Dios es amor".

Señor revélanos tu amor, no hay mejor forma de explicar tu obra; si no es por el amor.

El que no ama, no ha conocido a Dios; porque Dios es amor .1Jn 4:8


Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él . 1Jn 4:16


Os escribo a vosotros, hijitos, porque vuestros pecados os han sido perdonados por su nombre. 1Jn 2:12


Que nuestro Padre y Señor permita que podamos entrar en su intimidad, por su gracia. Que podamos comprender de la inmensidad de su amor y de la obra maravillosa que realizó en la cruz por cada uno de nosotros, y por el mundo entero. Que el Señor nos haga dignos de este tremendo y celestial llamado.

Un abrazo a todos, y en la cruz está la llave del Camino. Que la luz de Cristo nos alumbre día a día.

--

Rodrigo

No hay comentarios: